libros

5 libros que funcionan como Golden Ticket al mundo de las letras

Leer influye en nuestras emociones, mejora las habilidades comunicativas porque estimula el razonamiento, aporta confianza y pensamiento crítico al expresarnos. Otros beneficios de los libros están relacionados con la prevención del estrés y el déficit de concentración. Sí, entre páginas encontramos muchas herramientas útiles para nuestro desarrollo personal y profesional.   Cuando nos convertimos en adultos […]

Leer más

el erotismo en la literatura

La fórmula irrefutable para hablar de erotismo en la literatura

¿Cómo escribir una novela erótica sin rozar la vulgaridad? Me preguntó una joven escritora, después de pensarlo largamente, intentaré, sin augurar certeza alguna, responder su controvertida interrogante. Precisar el concepto de erotismo sería un buen comienzo, sin embargo, tiene diversas acepciones y su definición es bastante polémica. Algunos estudiosos plantean que hay varios arquetipos de […]

Leer más

la literatura

La literatura: un pretexto para comprender el mundo real

Se imponen ciertas preguntas. Se imponen bajo el ángulo filoso de una lupa: ¿en qué mundo vivimos?, ¿distopía made in algún laboratorio literario?, ¿qué es la realidad, la fantasía, lo híbrido, lo liminal?, ¿desde cuándo nos cuestionamos la realidad hasta el punto de convertirla en una pesadilla?, ¿cuándo la realidad se nos convirtió en una […]

Leer más

A ti, para que escribas como haces el amor

A ti, para que escribas como haces el amor (Parte II)

Lorenzo Lunar Estimado y vacilante Anteo: He leído con interés tu email. Gracias por provocar que germinen, desde mi experiencia, estos consejos. Realmente, haces que nuestra comunicación despierte en mí al pedagogo que hace tiempo tenía dormido. ¡Cuántas historias me planteas como posibles relatos a emprender! Es reconfortante saber que tienes una pupila inquieta y […]

Leer más

De cómo se relacionan los libros y los autores con los textos y las maneras en que se escribe

Lourdes González Herrero. En esa temprana edad en que leía sin otras responsabilidades que las de los horarios domésticos, una alimentación adecuada y retener las tareas en la memoria, me bastaba leer, los trasgos de la literatura solo los compartía al acercarme a los libros. Eran, por eso mismo, trasgos ajenos.  Eso suponía – y […]

Leer más